4 puntos psicológicos para leer “un cuento de navidad”

4 puntos psicológicos para leer “un cuento de navidad”

Recomendación de lectura: un cuento de navidad

En estas fechas las personas se reúnen y miran televisión, hay muchos especiales navideños y el clásico de todos ellos se llama “Un cuento de navidad”, deben existir cientos de versiones de esa historia, algunas animadas, otras representadas por programas juveniles, otras con animales como protagonistas, en fin, son muchas versiones ¿sabes de que historia te hablo?
cuento de navidad
“Un cuento de Navidad” es la historia donde el malvado y avaro Evenezer Scrooge recibe la visita de los 3 fantasmas de la navidad que quieren mostrarle el verdadero espíritu navideño. Esta historia la escribió Charles Dickens en 1843 y es un éxito hasta nuestros días.
Hoy en navidad, te recomiendo leer esta historia con su autor original (que fue un verdadero genio), pero no solo como entretenimiento, también para aprender una forma básica de observar y resolver problemas de personalidad, por eso, cuando lo leas te recomiendo observar esto:

1. El aprendizaje también es emocional

Observa que Evenezer Scrooge es incapaz de escuchar hasta que comienza a involucrarse emocionalmente con otras personas, hasta que la emoción lo embarga, así es como aprendemos, con emoción, puedes repasar de memoria algo pero solo se volverá significativo si tienes emociones involucradas.

2. Revisa tus respuestas anteriores

La revisión que hace el personaje de su pasado no es solo para observar lo que paso, lo más importante es ver su reacción emocional ante los conflictos y compararla con el presente, cuando tengas un problema observa tus reacciones anteriores y mira si te han servido y de ser necesario cámbialas.

3. Revisa tus respuestas presentes

En la navidad presente Scrooge puede ver la reacción de las personas sin que se den cuenta de que esta allí, puedes hacer lo mismo si preguntas y haces una encuesta sencilla sobre lo que quieras resolver o cambiar, preguntar es la forma más sencilla para observar lo que otros piensan y sienten.

4. Revisa tus respuestas futuras

Después de revisar el pasado y el presente puedes usar esa capacidad maravillosa de la mente para observar el futuro, mira a donde te llevan tus acciones, no te engañes, observa lo que paso con otros con tus mismas acciones y actitudes y decide si es lo que quieres para ti, tal y como lo hizo Scrooge.

Estos puntos los puedes aprender del señor Scrooge y tener el espíritu de la navidad todo el año, tal y como le sucede en la historia.


Ven a terapia psicológica en México D.F.

Vamos, comparte esto en tus redes sociales… ándale… sabes que quieres hacerlo 🙂

Deja un comentario